El Ateneo de Bucarest

El Ateneo Rumano de Bucarest se construyó en 1888, es un proyecto de los arquitectos Constantin Baicoianu y Albert Galleron. Constantin Alexandru Băicoianu, fallecido en 1929, fue un arquitecto rumano, director de la construcción del Ateneo rumano y también de otro edificio emblemático, el antiguo Tribunal de Cuentas además de promover la restauración del Monasterio Mihai Voda.

De alto valor arquitectónico, el Ateneo fue construido en el estilo neoclásico académico promovido por la Escuela de Bellas Artes de París. Es uno de los edificios con mayor significado cultural y social de la ciudad de Bucarest.

Como anécdota, el dinero para su construcción se consiguió en una colecta pública y el edificio ha sido, durante todo este tiempo, el centro artístico de la ciudad, actuando como centro receptor de la cultura europea. Es un espacio emblemático en Rumania y hay un fresco impresionante de Costin Petrescu en la pared circular de la sala de conciertos.

En la actualidad el Ateneo de Bucarest se usa para celebrar conciertos de la Orquesta Filarmónica George Enescu o de otras orquestas invitadas de otros países del mundo. Está en la Calle Franklin 1-3. Este edificio fue inscrito en 2007 en la lista del Patrimonio Europeo. Si visitas esta ciudad, añádelo a tu agenda.

Imagen de falco en Pixabay