La Cerámica autóctona de Rumanía

Vuelos a Bucarest
©Depositphotos.com/etrarte

Si reservan vuelos baratos a Bucarest les interesará conocer datos sobre la hermosa cerámica que se produce en Rumanía. Es uno de los productos locales más bellos y de gran tradición. Destaca especialmente la cerámica de Horezu, en la región de Muntenia, aunque también es muy pintoresca la cerámica negra de la región de Bucovina y la decorativa cerámica de Corund.

La ciudad de Horezu, está considerada capital de la cerámica rumana y declarada como Patrimonio de la Humanidad. En la zona de Horezu, al norte de Valaquia, tradicionalmente se pintaban las cerámicas con plumas de oca, gallinas y cuernos de animales.

El motivo más popular para distinguir las cerámicas de la región es el gallo, el gallo de Hurez, pero hay otros dibujos simbólicos como espirales, estrellas, serpientes, líneas onduladas, círculos concéntricos, etc. que se usan con frecuencia en su decoración.

Por tradición, los hombres modelan los objetos y las mujeres les dan el toque final, decorándolas. El método tradicional se realiza cuando la pintura está todavía húmeda. Esta técnica permite las combinaciones que resultan de la mezcla de los colores que aparecen. Según la Unesco, la preparación de la cerámica de Horezu es una obra tradicional única, practicado tanto por hombres y mujeres en el norte de Valaquia.

Horezu no queda lejos de Bucarest, a 188 kilómetros y suele haber mercados y ferias de cerámica con frecuencia, incluso se organizan talleres de poco tiempo si les interesa aprender. En la ciudad se puede ver la colección de cerámica antigua de Constantino Brancovan, príncipe de Valaquia entre 1688 y 1714, destacando platos y jarras con el famoso gallo de Hurez.