Archivos mensuales: febrero 2012

Museo de la Naturaleza y el Hombre (Tenerife)

vuelos baratos a Tenerife

Uno de los lugares más recomendables para los usuarios de los vuelos baratos a Tenerife que quieran conocer Santa Cruz es el Museo de la Naturaleza y el Hombre. Se trata de un complejo formado por tres museos complementarios entre sí que han sido alojados en una serie común: el antiguo Hospital Civil, que antes lo fue militar, de la calle Fuente Morales, en pleno centro urbano.

En ese edificio neoclásico del siglo XVIII, declarado Bien de Interés Cultural en 1983, se pueden visitar el Museo Arqueológico, el Instituto Canario de Bioantropología y el Museo de Ciencias Naturales. En ellos se descubrirá un amplio conjunto de momias y la colección más completa que existe sobre la Macaronesia, además de otras muchas piezas de interés centradas básicamente en Canarias.

El Museo Arqueológico se creó en 1958 con fondos diversos públicos y privados como los del Museo Municipal, la Comisión Provincial de Excavaciones, el Gabinete Científico y otras procedencias varias. Su gran atractivo reside en las once momias guanches, algunas completas y otras sólo partes, que se conservan perfectamente gracias a un sistema de alta tecnología.

No obstante también hay que mencionar la atención dedicada a la prehistoria canaria con cráneos (humanos y animales), pinturas rupestres y ajuares funerarios, así como las vasijas y ánforas procedentes de diversas civilizaciones mediterráneas, de Grecia a Egipto pasando por Cartago. Se completa con una sección de arte africano y otra precolombina.

El Instituto canario de Bioantropología se especializa en esta disciplina que estudia los seres vivos y muertos, presentando al público un muestrario de animales disecados de especies variadas y fósiles. Fue fundado en 1993.

Por su parte, el Museo de Ciencias Naturales ofrece todo lo relativo a las islas macaronésicas (Canarias, Azoras, Madeira, Cabo Verde e Islas Salvajes) desde 1951, año en que se creó con el objetivo de conservar, investigar y difundir su flora, fauna y minerales.

Este rincón de Tenerife dedicado al estudio de todo el archipiélago canario abre de de martes a sábado entre las 10:00 y las 17:00, mientras que los domingos lo hace de 10:00 a 14:00 y los lunes cierra. La entrada cuesta 3 euros.

Foto: Wikipedia

El Sagrado Corazón de París

vuelos baratos a París

París tiene toda una serie de monumentos con la cualidad de resultar iconográficamente emblemáticos: la Torre Eiffel, Notre Dame, el Arco del Triunfo… La iglesia del Sagrado Corazón es otro más, gracias al cual, coronando la colina de Montmartre, se reconoce con facilidad el barrio homónimo en una panorámica general de la ciudad.

Este templo nació como resultado de una guerra, la franco-prusiana de 1870 que culminó con la victoria alemana en Sedán. Los comerciantes parisinos hicieron una promesa religiosa: erigir un templo en honor del Sagrado Corazón si la capital se libraba de ser invadida por el enemigo que la sitiaba matándola de hambre. Como Napoleón III firmó la derrota y se fue al exilio, Bismarck se conformó quedándose con Alsacia y Lorena (y la unificación de su propia nación) y las obras del templo se iniciaron 4 años después financiadas por suscripción popular, aunque no se terminarían hasta 1914… cuando estalló la Primera Guerra Mundial y hubo que postergar la consagración a 1919.

La autoría corresponde a Paul Abadie, que se inspiró en la iglesia bizantina de Saint Front. Si en el interior, de planta de cruz griega, no hay nada especialmente interesante salvo un gigantesco mosaico en la bóveda del presbiterio (obra de Luc Olivier Merson) y las bóvedas de la cripta, la gran baza se halla en su aspecto exterior, con tres cúpulas ovoides a la mayor de las cuales se puede subir por una escalera de caracol, y un gran campanario de 83 metros de altura que acoge una de las campanas más pesadas del mundo: la Savoyarde, de 3 metros de diámetro y 18,5 toneladas.

En la fachada destacan las puertas de bronce con relieves y, sobre todo, dos grandes estatuas ecuestres realizadas por el escultor H. Lefèbvre, también de bronce, que representan a Juana de Arco y San Luis. Pero, sobre todo la colosal escalinata doble de 237 escalones que cubre los 130 metros de altura de la colina desde abajo hasta la puerta de la iglesia: los vuelos baratos a París llenan ese sitio de turistas en busca del mejor plano de conjunto para sus fotos.

El mirador de Colomer

Uno de los lugares más espectaculares que se puede recomendar al usuario de los vuelos baratos a Palma de Mallorca es el cabo Formentor. Esta lengua de tierra que se interna en el mar como un cuchillo está situada al norte de la isla, haciendo las veces de cuerno de cabra si se toma como referencia la similitud del contorno insular con una cabeza de este animal.

Allí justo termina (o empieza, según se mire) la sierra de Tramuntana, la cordillera más alta y abrupta de Baleares y se puede hacer un bello recorrido partiendo de Pollença y siguiendo una sinuosa carretera en dirección noreste. La primera parada, a unos 10 kilómetros, es el mirador de Colomer, también conocido como Sa Creueta.

Colgado de un acantilado cortado a pico a 232 metros de altura, asomado al mar y azotado por una fuerte brisa, desde el mirador se obtienen unas vistas imponentes de la bahía de Pollença, destacando especialmente los farallones vecinos, en lo alto de uno de los cuales asoma la atalaya de Albernix, torreón de vigilancia del siglo XVI. Más allá se llega a la playa de Formentor y a un solitario faro que se recorta contra el horizonte y desde donde se puede vislumbrar Menorca si el día es claro.

El ingeniero Antonio Parietti Coll fue quien ideó y llevó a la práctica la construcción del mirador y la carretera, razón por la cual se ha levantado un monumento en su memoria allí mismo. Hay un aparcamiento para dejar el coche desde el que se sube una ondulante escalinata tallada en la roca para llegar a dos balconadas circulares que constituyen los puntos de observación. Es recomendable llevar prismáticos salvo que se vaya expresamente, como hace mucha gente, a ver los colores velados del ocaso.

Probablemente se vea también fauna. Por el camino no será raro cruzarse con alguna de las muchas cabras montesas que habitan la zona. Y Formentor fue elegido hace unos años como lugar idóneo para reintroducir al buitre negro. Y, en otro orden de cosas, también es tradicional destino para otro tipo de fauna, la humana: ilustres personajes como Churchill, Agatha Christie, Alcalá Zamora, el príncipe Eduardo de Inglaterra y hasta el maharajá de Kapurtala se solazaron con la belleza espléndida de esas vistas de ese rincón de Mallorca.

Florence Nightingale Museum

vuelos baratos a Londres

Uno de los grandes personajes de la Historia, no sólo de Inglaterra sino mundial, fue Florence Nightingale. Sus ideas y su esfuerzo personal cambiaron completamente los conceptos en la atención médica y, de paso, la misma profesión de la enfermería y ciertas convenciones sociales. Heroína nacional premiada con la Orden del Mérito del Reino Unido en 1907, además de recibir las llaves de la Ciudad de Londres al año siguiente y ofrecerse a sus familiares enterrarla nada menos que en la Abadía de Westminster (prefirieron hacerlo en una humilde parroquia de Hampshire), el Florence Nightingale Museum es un paseo por su vida, una amena lección de historia y una emocionante experiencia didáctica.

Florence ((1820-1910) empezó a entrar en la posteridad cuando viajó hasta el frente de Crimea en 1854 para atender a los heridos. Con 38 enfermeras a su cargo revolucionó la forma de afrontar la sangría humana que llegaba cada día, eliminando el hacinamiento a que se sometía a los heridos, proporcionándoles una atención digna y humana, y ocupándose no sólo de los británicos sino también a sus aliados turcos (por eso se le ha erigido otro museo en Estambul).

El trabajo no pasó desapercibido y, a su vuelta, se le pidió que difundiera esos novedosos métodos. Así creó la primera escuela de enfermería laica en 1860, pues hasta entonces solían ser monjas las dedicadas a esa labor y ella era anglicana. Su última sede fue el Hospital St. Thomas , hoy integrado en el King’s College; los turistas que aprovechen los vuelos baratos a Londres lo encontrarán en Gassiot House (Lambeth Palace 2), junto al Támesis, cerca del puente de Westminster.

El lugar experimentó una reforma a cargo del arquitecto Kossmann de Jong (1,6 millones de euros de presupuesto) con motivo del centenario de la muerte de Florence en 2010. Actualmente abren al público 3 pabellones: el Gilden Cage (dedicado a su infancia y juventud, siempre luchando contra los convencionalismos sociales), The Calling (su etapa en Crimea como enfermera) y Reforme & Inspire (la lucha político-social que la llevó a escribir 200 libros y originó el Higtingale Pledge, una especie de juramento hipocrático para enfermeras).

La colección presenta dos millares de piezas, entre las que se incluyen su botiquín personal y su mascota (un búho llamado Atena), registros y documentos varios, fotos (no muchas porque era reacia a retratarse), material médico, uniformes y, por supuesto, uno de aquellos farolillos con los que visitaba a sus pacientes durante la noche y que le hicieron acreedora del sobrenombre de Dama de la lámpara.

El museo abre todos los días de 10:00 a 17:00 y cuesta 5,8 libras (4,80 los niños y 16 las familias).

Real Academia de Bellas Artes de San Fernando

Vuelos baratos a Madrid

Es un clásico lo de buscar vuelos baratos a Madrid para visitar los tres museos más famosos de la capital: El Prado, el Thyssen y el Reina Sofía. Lógico teniendo en cuenta sus fabulosas colecciones pictóricas. sin embargo hay un dato que mucha gente desconoce: después del Museo del Prado, la pinacoteca más importante de España es la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.

Se trata de una institución casi mítica, pues en ella estudiaron algunos de los grandes artistas de todos los tiempos. Fue fundada en 1752, en tiempos del rey Fernando VI -de ahí el nombre-, a partir de intentos anteriores coordinados por su escultor personal Felipe de Castro, quien además redactó los estatutos. En ellos, gran novedad en la época, se estipulaba que la Academia no sería dirigida por aristócratas sino por artistas consagrados.

Dedicada al estudio de la pintura, la escultura, la arquitectura y el grabado -para lo cual se proveían becas-, en 1873 se incorporó también la música. Y de paso se le cambió el nombre original, Real Academia de la Tres Nobles Artes de San Fernando, por el actual. También fueron varias las sedes pero la definitiva, donde aún sigue desde 1773, fue el Palacio Goyeneche: el propio monarca compró con ese fin el edificio construido por el prestigioso arquitecto Churriguera, al que Diego de Villanueva reformó sustituyendo sus elementos barrocos por los neoclásicos; luego, en 1972, Chueca Goitia lo sometería a una remodelación.

Para un turista lo más interesante de la Real Academia será su espléndido museo, que reúne obras desde el siglo XVI hasta el XX procedentes de colecciones privadas (las de Godoy, el alcalde Manuel de la Prada, y los propios artistas) y alguna pública (las Majas de Goya estaban aquí originalmente). Donaciones, y compras engrosan periódicamente los fondos.

Ribera, Zurbarán, Vicente López, Sorolla, Rosales, Romero de Torres, Picasso o Dalí son algunos de los pintores españoles que están representados, a los que se unen extranjeros de renombre como Arcimboldo, Rubens, Van Dyck, Van Loo, Mengs o Van Loo. También escultores como Bellini, Correggio o Bassano, y dibujos, cerámicas, etc.

Capítulo aparte merece Goya, que tiene en la Academia una de las mejores colecciones, con 13 pinturas (entre ellas El entierro de la sardina, La Tirana, Fernando VII a caballo y varios autorretratos), además de planchas originales para grabados.

La Real Academia, cuya entrada cuesta 5 euros, se localiza en una privilegiada situación en pleno centro de Madrid: la calle de Alcalá, muy cerca de la Puerta del Sol.

Foto: J. L. de Diego en wikipedia

El Mausoleo de Bernardino Rivadavia

vuelos baratos a Buenos Aires

Puede resultar chocante el pasear por el centro de una ciudad y encontrarse la tumba de un hombre, aunque haya sido un prohombre del país, pero eso es lo que le ocurrirá a todo turista que vaya al barrio de Balvanera, en Buenos Aires, y se acerque hasta la Plaza Miserere: allí se alza el Mausoleo de Bernardino Rivadavia, primer presidente de las Provincias Unidas del Río de la Plata, lo que fue el germen seminal de la República Argentina, entre 1826 y 1827.

Rivadavia, como tantos otros, terminó exiliado en Cádiz, donde murió a los 65 años en 1845. Posteriormente, en 1857, se dijo que sus restos fueron devueltos a la ciudad porteña, aunque parece ser que en el cementerio gaditano consta que se enviaron a una fosa común en 1885. En cualquier caso, oficialmente están otra vez en la capital argentina, en el mismo sitio donde murieron muchos patriotas luchando contra la segunda invasión inglesa en 1807.

Ya en el siglo XX, el famoso escultor bonaerense Rogelio Yrurtia (1870-1950) recibió el encargo de construir su panteón en aquella plaza que había pasado de ser una zona de corrales (la Quinta del Miserere, nombre de un célebre vecino apodado así) a mercado y luego un espacio urbanizado junto al que se levantó la estación Once de Septiembre, correspondiente al Ferrocarril Sarmiento (por eso el lugar también se conoció como Plaza Once; el nombre actual data de 1947).

Yrurtia levantó el mausoleo en bloques de granito, colocando a sus lados dos grandes estatuas de bronce de 5,60 metros de altura cada una que representan a Moisés y un hombre joven, mientras que la fachada está coronada por otra figura más pequeña de piedra. El monumento fue inaugurado en septiembre de 1932.

Quien reserve alguno de los vuelos baratos a Buenos Aires y desee contemplar esa obra mezcla de arquitectura y escultura debe tomar la Avenida Rivadavia y llegar a la altura del número 2.800, donde está la Plaza Miserere rodeada por la Avenida Pueyrredón y las calles Ecuador y Bartolomé Mitre. Eso sí, no espere verlo reluciente pues, lamentablemente, suelen deslucirlo los graffitis.

El Museo del Bandolero de Ronda

vuelos baratos a Ronda

Siempre es aconsejable, a cualquiera que use los vuelos baratos a Málaga, que busque tiempo para una escapada a Ronda. Esta población y su entorno natural constituyen uno de los lugares más bonitos de la Andalucía interior y, desde hace 16 años, su visita es doblemente enriquecedora porque en 1995 se creó el Museo del bandolero, un centro que sirve para comprender mejor el medio y su historia.

El museo se fundó con un objetivo que no es homenajear a los bandidos sino la conservación y difusión de ese capítulo de la historia que tanto caracterizó a España en general y a Andalucía en particular en los siglos XVIII, XIX y principios del XX. A partir de colecciones particulares, las 300 piezas reunidas se exhiben en varias salas, cada una dedicada a un aspecto del tema y con especial atención a la Serranía de Ronda.

La misma recepción está ambientada como una taberna decimonónica. En ella se facilita información en español, inglés y francés, además de mostrar un audiovisual introductorio. Luego hay una sección dedicada a documentación, en la que se pueden ver partidas de bautismo y certificados de defunción de famosos bandoleros junto a reales cédulas, edictos, denuncias y mapas relacionados con ellos.

En la parte llamada Vivir el bandolerismo se cuenta el modo de vida de aquellas gentes: los secuestros y robos, representándose como decorados una reconstrucción del hogar de un cortijo, el interior de una cueva (su refugio habitual) y un mesón. Hay objetos personales auténticos como billeteras, barajas, monedas y estribos, así como una colección de fotografías de época.

No falta información sobre los personajes (el Tempranillo, el Pernales, Tragabuches, Pasos Largos…) y sus perseguidores, las fuerzas del orden, con un muestrario de ropas y uniformes de ambas partes. Como tampoco puede faltar un muestrario de armas típicas (navajas, trabucos, pistolas, escopetas) y algún que otro diorama representando el enfrentamiento entre los fuera de la ley y la Guardia Civil.

El museo está en la calle Armiñán 65 de Ronda (Málaga) y abre diariamente de 10:45 a 19:00 en otoño-invierno y de 10:30 a 20:30 en primavera-verano.

Las termas de Caracalla

vuelos baratos a Roma

En la antigua Roma la arquitectura civil tenía un marcado uso social. La basílica, o el foro que había en todas las ciudades son buenos ejemplos. Pero además podían combinarse con un carácter lúdico o de ocio y, en ese caso, es inevitable hablar de circos, teatros, anfiteatros y baños públicos. De estos últimos, la capital del imperio estuvo bien surtida en cantidad y calidad. Los más grandes fueron los de Diocleciano, pero casi iguales en tamaño y bastante mejor conservadas son las Termas de Caracalla.

Aunque las empezó a construir Septimio Severo en el año 206 d. C. la mayor parte de las obras recayó en Caracalla entre el 212 y el 217; después, Heliogábalo y Alejandro Severo les hicieron añadidos. Lo curioso es que entonces se llamaban Termas Antoninas porque el nombre del emperador era Marco Antonio Antonino y nadie le conocía aún como Caracalla.

El servicio se ofrecía a todos los ciudadanos romanos -aunque los patricios solían acudir a otros baños más exclusivos-, da ahí las dimensiones colosales del balneario: 13 hectáreas que permitían un aforo de 1.500 personas simultáneamente. Allí se reunían para bañarse pero, sobre todo, para confraternizar, jugar, hacer deporte… Las tardes estaban reservadas para las mujeres.

La planta era cuadrada, con un jardín alrededor y un patio. En el centro estaba el edificio principal, construido sobre una antigua piscina, equipado con los tradicionales frigidarium , tepidarium y caldarium, además de un enorme hipocausto de 50 hornos, unas cisternas con 80.000 metros cúbicos de capacidad y las salas auxiliares alrededor del conjunto, como vestuarios, gimnasio, biblioteca, etc.

Los godos que invadieron la ciudad en el 537 d. C. destruyeron las canalizaciones de agua (un ramal del acueducto Aqua Marcia que traía el líquido desde los manantiales de Subiaco, a 100 kilómetros), por lo que las termas dejaron de usarse. La puntilla fue un terremoto en el año 847, que hundió la planta superior. La rica decoración del lugar fue desapareciendo poco a poco, utilizándose los objetos para otros menesteres (las bañeras se reaprovecharon como pilones en fuentes públicas) o simplemente saqueando esculturas y mosaicos. Alguna estatua, como el célebre Toro Farnesio se conserva en el museo Arqueológico de Naṕoles y todavía quedan restos de mosaicos pero la mayor parte se perdieron.

Los vuelos baratos a Roma permiten al turista acercarse al comienzo de la vía Apia, en concreto a la intersección entre el viale Aventino y el viale delle Terme di Caracalla, para ver los grandes muros y arcos que siguen en pie y abren de 9:00 a 18:00 salvo los domingos. En verano se representan óperas utilizando las ruinas como decorado.